• Ratio deuda/ingresos: buscando brotes blanquirrojos

    by  • 2 enero, 2013 • Economía, Fútbol, Sevilla • 8 Comments

    (Escuchando de fondo «Dinero en los bolsillos» de O’Funk’illo»)

    El Sevilla FC SAD en los últimos años ha pecado mucho de pensamiento, palabra, obra y comisión. No hace falta ni tan siquiera tener los más elementales conocimientos económicos para saber que los números presentados en la Junta de Accionistas muestran que la solidez de la institución en materia económica dista de la que había no hace tanto. El tener que utilizar la activación de un crédito fiscal, el usar sombra de ojos, pintalabios y rimmel a los ajustes para poder presentar «sólo» 15 millones de pérdidas o el hecho de que la reducción del patrimonio neto sea la que es, implica una obvia disminución de poder económico de la sociedad. Tener 62 millones de deuda a corto y 24 a largo, tener aplazados 14 millones con Hacienda o deber 31 millones de euros a la plantilla son cifras más que preocupantes.

    1333454140207billetesdn

    Pero al igual que las noticias malas en el plano económico han sido varias, son difíciles de digerir, y van a obligarnos a apretarnos aún más el cinturón en los ejercicios venideros, también debemos destacar que algunas cosas buenas se mantienen y que nos permiten a los que somos optimistas pensar que, a poco que se refuercen aquellos pilares del edificio que empiezan a presentar aluminosis contable (los hay, muchos e importantes), la posibilidad de un futuro no sólo viable sino atrayente, existe. Vamos a ver uno de ellos: la relación ingresos anuales versus deuda.

    Para conocer la salud económica de una empresa (o de una familia) un parámetro destacado radica en la capacidad que tienes de pagar toda tu deuda con los ingresos que generas en un año. Tú que me lees piensa en tu caso: si entre lo que debes de hipoteca, coche y créditos varios sumas «X», ¿lo podrías pagar en un año? Lo normal es que no, pero ¿qué porcentaje podrías pagar? Eso te da cierta idea de hasta dónde puede se puede llegar y la capacidad de respuesta ante una contingencia. Un ingreso estable y una deuda controlada es básico.

    Lo importante, como siempre, no es lo que generes o lo que debas de forma aislada, sino que con lo que generas puedas pagar tu deuda. Un ejemplo práctico

      • Sr.A tiene ingresos anuales de 30.000 euros y una hipoteca a 25 años de 180.000 euros
      • Sr.B tiene unos ingresos anuales de 90.000 euros y una hipoteca a 25 años de 225.000 euros

    Obviamente, y aunque la deuda de B es mayor, resulta menos importante cualitativamente hablando por aquello de que gana el triple que A.

    Voy a realizar una comparativa tomando ratios. En este sentido el ratio vendrá determinado por la diferencia entre cada euro que debo y su correlación con los céntimos que ingreso. En el ejemplo anterior el ratio del Sr. B es del 0,40 (porque gana en un año el 40% del total que debe) y el ratio del Sr.A es del 0,16 (de cada euro que entra en su casa sólo puede destinar 16 céntimos a pagar deuda)

    En este sentido el Sevilla siempre tuvo una correlación muy buena de ahí que siempre se hablara de que nuestra deuda era «asumible». Y más teniendo en cuenta el entorno y la comparativa con los que nos rodean.

    Efectivamente de los equipos que presentaron sus cuentas en el año 2009/2010 y que actualmente siguen en primera, el mejor era el Sevilla que con 95 millones de ingresos y 112 de deuda presentaba un ratio envidiable de 0,84. Lo seguían de lejos Barcelona y R.Madrid con ratios de 0,73 y 0,66. Muy lejos otros como At.Madrid con 124 de ingresos tenía una deuda de 452 (ratio de 0,28) ó el Valencia (101 de ingresos y 470 de gastos (ratio de 0,22).

    *Todos estos datos se extraen del extraordinario informe anual presentado por el Profesor Gay de Liébana

    Ingresos Deuda total Ratio

    Sevilla

    95

    112

    0,84

    At.Madrid

    124

    452

    0,28

    Valencia

    101

    470

    0,22

    Un 0,84 de ratio es una pasada. Como expliqué antes quiere decir que, con lo que ingreso en un año, me podría teóricamente quitar el 84% de la deuda. Volviendo al ejemplo de la hipoteca y para que se vea claro es como si yo debo 100.000 al banco y en un año gano 84.000 euros.

    En la 2010/2011, seguíamos siendo los mejores aunque bajamos el porcentaje a 0,82 (82 ingreso vs 101,2 de deuda). Muy de cerca ya el Madrid y Barcelona con ratios de 0,81 y 0,78 respectivamente. Equipos como el At.Madrid (99 de ingreso y 541 de deuda, ratio de 0,19) ó Valencia (ratio de 0,31) siguen a años luz

    Ratio

    Sevilla

    0,82

    Barcelona

    0,78

    At.Madrid

    0,19

    Valencia

    0,31

    En los números presentados en la pasada Junta se habló de 57 millones de ingresos y que 84 de deuda. Esto nos daría un ratio de 0,67. Si antes podíamos pagar el 84% de la deuda sólo con lo generado un año, para el siguiente hay presupuestado un 0,67%. Por tanto se ha bajado en este punto, ya no copamos ni de lejos el fútbol nacional, pero el porcentaje sigue siendo bueno y seguro por encima de la media.

    La parte negativa de todo esto la encontramos en tres puntos:

    1. El evidente decrecimiento en los ingresos de la entidad. Sin competición europea, con una política de marketing y abonos realmente mejorable y con una generación de ingresos limitada, el descenso paulatino tiene pinta de no ser esporádico. Y no quiero ni imaginarme un estallido de la burbuja televisiva, cosa que no es ni de lejos descartable.
    2. La dificultad evidente de conseguir créditos en la actualidad. Evidentemente, y aunque imagino que el Sevilla tendrá apalabradas vías de financiación de resultar necesario, a nadie escapa que en el escenario macroeconómico nacional el crédito no fluye con la facilidad que lo hacía en años anteriores y que incluso se ha tenido que acudir a vías de financiación paralelas.
    3. La deuda a corto es altísima y a los jugadores se le debe parte de las fichas.

    De todas formas, lo de siempre. Hablamos de presupuestos, es decir, de previsiones. Y de contabilidad no ya creativa o imaginativa sino lo siguiente. De hecho estos números están «cuadrados» teniendo en cuenta traspasos en el ejercicio que reporten 16-17 millones. Si se vende por debajo o no se vende, miedo.

    ¿Se estará por arriba o por debajo? Pinta de movida gorda parece que hay. El equipo que tiene ciertas carencias y, de momento, ha venido un futbolista que juega en uno de los sitios que está cubierto. Y por millón y pico. Si saliese Negredo por lo que dice The Sun (17,2 millones, cifra que no me creo), se cuadraban los 16 de los que se habló aunque el descuadre deportivo sería aún mayor del actual.

    Por cierto. Abro paréntesis. No me extrañaría que en las próximas horas se vinculara a Navas con el Madrid. Entre que los merengues están fatal, que Florentino es amante de estos golpes de efecto, que el Sevilla ha firmado un interior diestro, que se ha manifestado que una de las estrellas tiene que salir, que los parones y la falta de noticias propician los bulos, que estas cositas gustan mucho en la capital del Reino etc., no lo descarten. Acuérdense de mi si lo ven en Marca o algo de eso antes de Reyes. Cierro paréntesis

    Se habla de venta gorda (Negredo, Navas) o de varias medianas (Rakitic, Reyes, Fazio, Perotti). Como digo no me extrañaría que Navas fuese objeto de deseo del Madrid y, viendo jugar al Spanish Chelsea, un 9 como Negredo le vendría de cine. Si alguien se vuelve loco y paga por alguno de estos dos futbolistas un pastón, económicamente respiramos. Si nos quedamos en el término medio y la diferencia fichajes/ventas nos reporta los 15-17 millones, se sigue más o menos el guión preestablecido. Si no sale nadie… espero que el plan B ya esté pensado. Por otro lado también tiene mucha importancia la cuantiosa ficha de los que salgan y la más humilde de los que entren.

    o_sevilla_jesus_navas-3210

    (foto latidosdenervion.com)

    En realidad los que llevan las cuentas son los que saben cómo de acuciante es la situación y de si la urgencia por vender es tal que no se puede aguantar hasta verano. Son los que debe sopesar si el producto que ahora tiene un valor puede revalorizarse o devaluarse. Son los que tienen que decidir si la 2012/2013 está virtualmente acabada (en el sentido que no se va a descender ni se va a llegar a Europa) por lo que hay que vender si vienen a comprar. Son los que tienen que optar por aguantar el tirón o arriesgarse a que mañana no haya comprador.

    El momento es vital. Crucial.

    Acierten.

    About

    8 Responses to Ratio deuda/ingresos: buscando brotes blanquirrojos

    1. 2 enero, 2013 at 9:44 am

      Pues no sé si me quedo más tranquilo o m@s preocupado…

      Lo que sí me alegra es ver gente con tu cacapacidad de análisis económico en clave sevillista. Muy instructivos todos los artículos publicados hasta la fecha.

      Enhorabuena Álvaro.

    2. 2 enero, 2013 at 11:43 am

      A mi los datos económicos de la última Junta me acojonan más que la posibilidad de que salgan jugadores. Esos malos datos vienen de una mala gestión. La situación económica ha cambiado y creo que nuestros dirigentes no han sabido amoldarse a dicho cambio.

      Si se vende a un jugador y se soluciona el problema más urgente, pues genial. Pero se soluciona el problema más urgente, no el problema real.

      A mi no me importa que se traspase a un futbolista. Es algo que hemos visto a lo largo de toda nuestra historia continuamente. Pero el ingreso que supone debe servir para afianzar un proyecto creíble y ajustado a la realidad (como pasó con Reyes en su día), no para parchear la situación y seguir pegándose chocazos contra la pared, empeñados en mantener un modelo que no sirve. Tres años fallando marcan tendencia, ya no es un accidente.

      Cantera, fichas bajas, jugadores con hambre y objetivos realistas. Ese debe ser el camino, en mi opinión. Y todos en el club convencidos de ello. No es nada nuevo. Los mismos dirigentes que tenemos ahora lo hicieron hace diez años. Pero han de reconocer sus errores. ¿Lo harán o se verán obligados a ello cuando caigamos al abismo y los echen a patadas?

      Por cierto, el análisis es interesantísimo. Y en él también se ve que lo de los últimos tres años es tendencia. El ratio ha ido empeorando y todo hace indicar que lo seguirá haciendo. Y por si te sirve de idea, estaría bien analizar, de los ingresos que se tienen, cuales son generados por la actividad normal de la empresa y cuales por ventas puntuales de activos. Eso también indica si se están haciendo las cosas bien (o medio bien) o se está sobreviviendo gracias a las rentas obtenidas cuando, efectivamente, se hicieron las cosas bien.

      Mis disculpas por el rollo.

      Un abrazo.

    3. 2 enero, 2013 at 1:54 pm

      Buen análisis.

      Lo cierto es que tenemos un problema económico y otro deportivo, y que los dos están estrechamente relacionados.

      Estamos jugando con fuego, y ya veremos si nos quemamos o no. Salvo milagro, no estaremos en Europa la próxima temporada y nos tendremos que apretar el cinturón aún más.

      Un saludo.

    4. 2 enero, 2013 at 4:29 pm

      Interesante artículo.

      Está claro que tenemos un problema bastante gordo en el plano económico. Lo que no acabo de entender, por más que leo balances temporada tras temporada (gracias a los informes del profesor Gay de Liébana, que citas en tu texto), es como estamos en esta situación crítica, mientras otros clubes siguen compitiendo en aparente tranquilidad.

      Leo sobre activos corrientes, deudas a corto plazo, patrimonios netos (los archiconocidos fondos propios), ingresos y gastos de explotación y un sin fin de términos más entre los que me pierdo. ¿Cuál es la clave para entender esta urgencia en la que nos encontramos?

      Porque por mucho que comparo nuestras cuentas con las de equipos, a priori rivales, como Atlético o Valencia (como haces en este análisis), no veo en qué estamos peor. ¿Han caído estos equipos en la trampa del «patapúm p’alante» y ya veremos que hacen con su mierda en el futuro y nosotros no queremos entrar en ese juego? ¿O a nosotros nos falla algo que a ellos no?

      Creo que es un tema en el que se puede profundizar; al menos a mi me resulta interesante y mis conocimientos no alcanzan para entenderlo.

      Un saludo.

    5. Pingback: Deuda, Ingresos, Fichajes y Ventas | VamosMiSevilla

    6. Alvaro
      2 enero, 2013 at 6:55 pm

      Para tu tranquilidad, amigo Angel, tengo que decirte que a medida que iba escribiendo y después al repasarlo a mí tampoco me quedó claro si estamos bien, si estamos mal o si somos medio pensionistas.

      En cuanto a lo que dice Ravesen ni que decir tiene que estoy de acuerdo en todo. Ya he manifestado en más de una ocasión que la actual deriva es cuanto menos peligrosa y difusa. En lo concerniente a la disgregación de ingresos también se puede hacer, claro que sí. Es básicamente mirar en el balance la columna de ingresos extraordinarios.

      La tendencia va bajando y la de nuestros presuntamente rivales (Atleti, Valencia) sigue subiendo. Cierto es que ellos parten de la sima más absoluta pero no lo es menos que sus ingresos suben como la espuma derivado de su buen hacer europeo de las últimas campañas. El Valencia, sin ir más lejos, va a ganar muchísimo dinero con Champions.

      Esto lo hilo con lo que comentaba Alberto. Es importante, cuando se habla de Europa, diferenciar entre Europa League y Champions. Lo que da dinero es jugar Champions. Económicamente hablando la Europa League es algo mucho menor. El Málaga, por ejemplo, va a ganar más este año en Europa que lo que ganamos nosotros cuando ganamos la UEFA.

      ¿Comparación con Atleti y Valencia dices, Shumy? ¿Patatum p’alante? ¿Concurso de acreedores? ¿Urgencias? ¿Tiesura generalizada? En este tema permíteme que sea dueño de mis silencios antes que esclavo de mis palabras. Sólo lanzo una pregunta. Y no retórica

      ¿Por qué hay equipos que se han acogido al chollazo del concurso de acreedores y otros, peor económicamente que estos que no lo han hecho?

    7. Marc
      8 enero, 2013 at 11:27 am

      470 millones de deuda el VCF? Como todo lo hagas igual…Anda, entérate bien de lo que debe y luego escribes un blog.

    8. Alvaro
      8 enero, 2013 at 4:06 pm

      Hola Marc.

      Si relees el artículo verás como la cifra esa no se refiere a este año sino que es de ejercicios anteriores. De hecho la deuda era mucho mayor (550 millones en junio de 2009 según la propia directiva ché) poco antes

      http://www.sport.es/es/noticias/liga-bbva/20091115/deuda-del-valencia-550-millones/print-819569.shtml

      El buen hacer de Manuel Llorente (que se encontró un solar el hombre) ha conseguido ir menguándola progresivamente estando actualmente sobre 370 según parece

      http://www.elmundo.es/elmundo/2012/11/04/valencia/1352046349.html

      Saludos

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *