• Sirigu y la lista Champions

    by  • 1 septiembre, 2016 • Competiciones UEFA, Sevilla • 5 Comments

    (Escuchando de fondo “Riñones al Jerez” de O’funk’illo)

    Hace varios meses, publiqué “La ginebra rosa y los niños de la portería” apostando por los canteranos para cubrir nuestra meta. Entendía que tanto Soria como Rico se habían ganado el derecho a que se confiara en ellos, de cara a tener como guardameta del Sevilla FC durante varios trienos a alguien que haya pasado por la carretera de Utrera. Al menos, que se le diera la opción de demostrar si valían o no; su final de campaña, aunque con sus fallos, notable de ambos para quien suscribe, me reafirmó en mi opinión este verano. Por todo ello, tanto en el blog como principalmente en twitter he sido muy crítico con el fichaje de un nuevo portero, solo por el hecho de que el suplente se lesionara no de excesiva gravedad. En mi opinión el Sevilla tiene unas limitaciones presupuestarias las cuales implican que tener tres porteros de primer nivel sea excesivo; en un Madrid o Barça donde sobra el dinero lo puedo entender, pero en el Sevilla, no.

    Desde hace semanas se viene diciendo en los mentideros que Rico no es el portero apropiado para el sistema de Sampaoli ya que con el argentino el papel del cancerbero debe ir más allá de parar. Por él pasan muchos balones por lo que debe tener buen manejo con los pies, lo cual no es una de las muchas de las virtudes que adornan al portero de Montequinto. Ese runrún sobre la búsqueda de un portero se vio acentuado tras la lesión de Soria. Muchos vimos en ello la “excusa perfecta” y, repito, me pareció un exceso fichar a un portero sólo por el hecho de que el suplente se lesionara para un par de meses. En cierta medida me pareció una falta de confianza tanto en Rico como en Soria (que para la tercera o cuarta jornada de Champions ya debe estar) como en José Antonio Caro al cual implícitamente le estás diciendo que no vale ni para estar de suplente en los dos/tres partidos de Champions.

    Foto Sevilla FC

    Como bien saben los lectores del blog -así se expuso, por ejemplo, en El modelo– mi opinión es que el Sevilla comunica mal en líneas generales. Desconozco si por desidia, desinterés, pasotismo o vergüenza, cosas que hace bien o que tienen lógica no son explicadas o lo son a medias, lo que implica que uno no las entienda. El último ejemplo, el fichaje de Sirigu. Yo, que hasta ayer era absolutamente contrario a firmar a otro portero, hoy creo que el Sevilla ha hecho bien. Pero no porque el Sevilla lo haya argumentado, cosa que no ha hecho (o ha hecho mal) sino porque una frase dejada caer por Monchi sin interés ninguno en la presentación de Sirigu (fíjense si es secundario que ni la propia web lo recoge) me ha hecho tirar del hilo. Dijo algo así como que José Antonio Caro no cumple los parámetros de canterano. Y eso no me cuadraba, ya que el muchacho lleva varios años con nosotros.

    Buscando una explicación a esto, me he ido a las normas que rigen la Champions League 16/17. Y leo lo siguiente en el artículo 43.02 referido a los jugadores elegibles, lista A y B y demás

    No club may have more than 25 players on List A during the season, two of whom must be goalkeepers.

    Traducido quiere decir algo así a que los clubes no pueden tener más de 25 jugadores siendo dos de ellos porteros.

    Por tanto, el Sevilla tenía 3 opciones cuando Soria se lesiona

    1- Inscribir a Rico y Soria. Teniendo en cuenta que Soria se pierde 2 ó 3 partidos de Fase de Grupos, en el banquillo ¿quién iría? José Antonio Caro ¿no? Pues no ¿Por qué? Pues porque al chaval de La Palma no lo podemos meter en lista A (en el párrafo siguiente veremos porqué como canterano tipo Rico pues tampoco) ya que “two of whom must be goalkeepers”. Es decir: la norma habla de que dos serán los porteros y no tres. Si a esto le sumas el problemón que tenemos para confeccionar la lista A, como para “desperdiciar” una ficha en un lesionado.

    ¿Y meter a Caro en lista B? Pues tampoco por dos cuestiones: aunque no lo sé con certeza, creo que no es canterano “puro” en el sentido que no estuvo en nuestra cantera durante 36 meses antes de cumplir los 21. Veo que llegó al Sevilla para la 12-13 por lo que, teniendo en cuenta que vino al mundo en mayo del 94, me da que por meses no cumple el requisito. Pero es que aunque los cumpliese, el artículo 43.11 dice que para estar en Lista B este año hay que haber nacido después del 1 de enero de 1995 y Caro nació meses antes. Así que ni en A (2 porteros, que son Rico y Soria) ni en B (por meses, no puede)

    En resumen: si inscribes a Rico y Soria corres el riego de que, si el primero se resfría en estos dos meses, te estás jugando muchos millones de euros (Champions League) con Juan Soriano de titular y Álvaro (el juvenil que estaba el año pasado en lista B) de suplente. Así que opción descartada.

    2- Dejar a Soria fuera e inscribir a Rico y Caro como los dos porteros de la lista A. Esto significa que, automáticamente, la lesión de Soria no es para dos meses sino “para toda la fase de grupos”. Entiéndase la metáfora: si está Caro, está Caro con todas las consecuencias para la Fase de Grupos ya que no puedes quitarlo para meter a Soria cuando éste esté sano. A ello súmale el problema de fichas que tenemos para la lista A, o sea, que el Sevilla habrá sopesado si Caro tiene el suficiente peso para “gastar” una de las cotizadas balas de la Lista A de cara a la Champions.

    En resumen: si inscribes a Rico y Caro corres el riego de que, si el primero se resfría en estos dos meses, te estás jugando muchos millones de euros (Champions League) con Caro de titular y Juan Soriano de suplente. Esto es aplicable, como digo, a toda la fase de grupos, no al tiempo que Soria esté lesionado. Así que opción descartada.

    3- Firmar un portero y dejar fuera de lista A tanto a Caro como a Soria. Y es la que se ha optado.

    En este sentido, hay que tener en cuenta que cuando se lesiona Soria tenemos el problema de la Lista A “aumentado” porque la plantilla no estaba cerrada; no se sabía si salían Soria y/o Iborra (lo que generaría un problema adicional con el cupo nacional), si venía alguien más o no (vino Nasri), si salía alguien más o no (salió Kono), etc. Corolario: había que decidir rápido y el Sevilla prefirió no arriesgar, máxime en un puesto tan especial como la portería. Aunque no iría por esto solo, pues algo le pasaría por la cabeza al bueno del león cuando escribió que

    http://

    Por tanto, y por todo este jaleo de la lista para jugar en Europa que todos los años nos trae de cabeza -si quieren abundar, el problema del pasado mercado invernal– es lógico (en contra de lo que quien suscribe pensaba hasta hace unas horas) que el Sevilla haya firmado un portero. Al no poder contar con Caro y Soria (ambos), te tienes que guardar las espaldas ya que en Champions te juegas gran parte del presupuesto del año.

    El problema es el de siempre y que no me cansaré de repetir: el Sevilla tiene un grave problema de comunicación. Vende mal los éxitos y explica horriblemente mal las cosas que hace y porqué las hace. De ahí en mi opinión subyace parte del sempiterno cabreo que parece presidirnos. Y, visto lo visto, sin propósito de enmienda. Doctores tiene la iglesia y ellos sabrán si es mejor seguir tratando de tonto al personal.

    Y ya que estamos rematamos el post. ¿Qué lista presentará el Sevilla? Recordar que se pueden inscribir un máximo de 17 futbolistas no criados en la cantera de tu país. Después, si cubres esos 17, un máximo de 4 criados en canteras españolas que no sea la tuya. Y, después, si cubres esos 4, otros 4 más criados en tu cantera. A estos efectos se entiende como “crianza” el estar tres años desde que cumpliste 15 hasta el día que soplaste la velita número 21. Se explicó cuando vendimos a Alberto Moreno. Bien

    El Sevilla tiene 18 jugadores criados en canteras extranjeras: Sirigu, Tremou, Kolo, Carriço, Pareja, Rami, Mercado, Mariano, Krane, KD, Nasri, Correa, Kiyo, Nzonzi, Ganso, Vázquez, Vietto y Ben Yedder. En cantera españolas Escudero, Soria, Vitolo, Sarabia e Iborra. Y en la carretera de Utrera, sólo Rico.

    Esta plantilla de 24 futbolistas debe ser recortada en un foráneo (KD) y en un nacional (por lo que hemos visto antes, Soria irá fuera). De igual forma, mi única duda es si la lista A será completada por Borja Lasso, el único canterano que no pueda estar en la lista B por fecha de nacimiento, pero si en la A porque hueco para canteranos hay.

    En cuanto a la lista B, irán todos aquellos del Sevilla At nacidos después del 1/1/95 que lleven al menos 3 años en nuestra cantera: Juan Soriano y Álvaro de porteros más Carlos Fernández, Carmona, Cotán y hasta Pozo, imagino.

    Nota post
    Según parece la normativa FIFA también se puede interpretar como “al menos dos porteros en la lista de 25”. De hecho, el año pasado el Barça tenía a Bravo, Ter Stegen y Masip y el Valencia a Ryan, Alves y Jaume. Sin embargo, y aun siendo así, el problema es el mismo: las fichas de canteranos y el cupo ya cubierto de nacionales. Masip en el Barça o Jaume en el Valencia eran canteranos a efectos UEFA. En cambio, ni Caro ni Soria lo son.

    About

    5 Responses to Sirigu y la lista Champions

    1. 1 septiembre, 2016 at 9:26 am

      Saludos.

      Excelente, Álvaro.

      El problema de comunicación del Sevilla es endémico. Otros, sin embargo, siempre tuvieron un aparato de propaganda bestial. Solo tenían eso.

      Cuídate.

    2. Paco
      1 septiembre, 2016 at 2:34 pm

      El puesto de portero es el único que se puede cambiar por lesión, aunque no esté incluida en la lista original de Uefa.

    3. Cordi3
      2 septiembre, 2016 at 5:02 pm

      Álvaro, creo que Caro sí que es canterano, ya que estuvo las temporadas 12/13, 13/14 y 14/15 en el Sevilla siendo sub-21.

      No puede ser inscrito en la lista B, pero sí en la A como canterano.
      Si se fichó a Sirigu (ocupando ficha de libre elección) en vez de contar con él (dejando ficha de libre elección vacante), es porque desde el club tampoco confían tanto en él.

      • Cordi3
        2 septiembre, 2016 at 5:03 pm

        PD: La música muy buena

    4. Alvaro
      3 septiembre, 2016 at 12:10 am

      Muchas gracias a todos por los comentarios

      En cuanto a lo de la lesión del portero, efectivamente es así. De hecho, lo hicimos con Beto el año pasado y aquí se comentó. Pero lo que no puedes hacer es al revés. Por tanto, si se te lesiona un portero para más de 30 días, sí puedes quitarlo y poner a otro. Pero lo que no puedes hacer es quitar a uno para meter a otro que se recuperó. Por ello, a Soria no puedes incluirlo porque ya tiene la lesión.

      En cuanto a lo que decía Cordi, me reafirmo en que Caro no es canterano. Como bien dices se incorpora al Sevilla para la 12/13, es decir, septiembre de 2012 cuando ya había cumplido los 18 años (nació en mayo del 94). Por tanto, cuando cumple 3 años en nuestra cantera (septiembre de 2015) ya tenía los 21 cumplidos. Por ello (por meses) no es canterano A. Si mal no recuerdo, es el mismo caso de Fazio

      Saludos a todos

    Responder a Cordi3 Cancelar respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *