• El dinero en el campo

    by  • 23 septiembre, 2014 • Economía, Miscelánea, Sevilla • 11 Comments

    (Escuchando de fondo “Get Down” de Curtis Mayfield)

    Andamos la mayor parte del sevillismo con evidente ilusión ante el plantel conformado para la campaña que recién comienza, con el optimismo y la confianza renovadas en Monchi tras el verano pasado donde el león consiguió escribir las obras completas de Shakespeare sabiendo además que lo comanda unas inmejorables manos desde el banquillo. Aunque en plan tieso, la reinvención con la reinversión –con algún lunar– parece que ha vuelto a ser acertada y estamos expectantes ante una nueva ilusionante campaña y lo que nos puedan dar Deulo, Aleix, Denis, Krycho y demás jugadores que han venido, la inmensa mayoría con buena pinta. No obstante lo anterior, existe cierto runrún en parte de la afición que considera que podía haberse invertido más dinero teniendo en cuenta lo ingresado. La reflexión que muchos se hacen es: si con los espectaculares ingresos obtenidos no hemos fichado jugadores importantes, cuando no tengamos esos ingresos ¿qué vamos a fichar? Comentó Monchi en A Balón Parado que la inversión ha rondado los 24 millones (Pareja y Carriço incluidos, imagino) cuando todos sabemos que la entrada de dinero extraordinaria ha sido más del doble. Además, se nos vendió que el club estaba saneado tras los bestiales traspasos de los dos veranos precedentes por lo que la gente no termina de entender que si tú has vendido hasta el escudo los dos años previos para sanearte, vuelvas a vender lo más grande y no pueda comprar a un nivel que no llega ni a la mitad. ¿Se podía/tenía que haber invertido más en traspasos de futbolistas? En mi opinión, y adelanto ya la conclusión políticamente incorrecta con este sentir, el club ha obrado como solo podía hacerlo. Para llegar a la misma, expongo un brainstorming de circunstancias aunque como he hecho en otros artículos, no puedo más que realizar una par de advertencias previas

    1º) Desconocemos absolutamente datos fiables ya que no se publica en ningún lado lo que paga el Sevilla por traspasos y, mucho menos, lo que cobran los futbolistas. Ya saben: oscurantismo y fútbol como íntimos compañeros de cama. Por tanto, las cifras expresadas las tomo del conocimiento general aproximado, de lo dicho en Junta de Accionistas y de lo publicado por los distintos medios.

    2º) Imbricado con lo anterior y, para mi como autor, lo más importante. Este blog es divulgativo, con intención de hablar de temas que nos gustan o debatir cuestiones candentes, pero en ningún momento lo que aquí se diga es tautológico ni va más allá de un mero pasatiempo. Se tiene una idea y se intenta plasmar de forma orientativa, sin más pretensión. Por tanto, pillársela con papel de fumar o intentar dogmatizar sobre lo expuesto no va más allá del masoquismo que cada uno esté dispuesto a autorrealizarse. No se queden con el detalle sino con la idea general y, como decía el otro, no busquen más que no hay. Y ahora, al lío.

    Tema ingresos “extraordinarios” de este verano. Oficialmente (entre comillas, en negrita y en Arial 28 esto de “oficialmente»), el Sevilla, ni tenía pensado vender a Rakitic, ni tenía pensado vender a Alberto y tenía previsto recaudar por competición europea unos 5 kilos cuando se ha embolsado cerca de 18 entre Europa League y Supercopa. Entonces, si a vuelapluma tenemos 55-60 millones más de lo previsto y la entidad estaba saneada muchos se preguntan por qué no se ha invertido en futbolistas este año. Pues porque no se puede (o no se debe), como ahora veremos.

    El Sevilla en la pasada Junta de Accionistas de diciembre 2013 presentó las últimas cuentas cerradas con unos ingresos de 85,6. Se dividió en 3 partes: Ingresos ordinarios por abonos, entradas, marketing, competiciones o televisión que ascendieron a 51.6; extraordinarios por venta de jugadores (Navas, Luis Alberto y Diego López), que ascendieron a 31,3. En esta partida recordar que no es lo que se ingresa de forma íntegra lo que se computa ya que la cifra sale de restar lo que se ingresa menos que quedaba por amortizar (nada por los canteranos, cuasi íntegro el portero). El pico restante (algo menos de 3 millones) eran ingresos varios.

    A estos efectos, recordar lo “importante” contablemente para saber la salud económica de la entidad son los ordinarios al ser los que todos los años tienes. Los extraordinarios no se saben a priori por donde te van a salir, como es obvio. Es nuestro modelo, arriesgado y reafirmado por el señor Cruz en su reciente entrevista en El Decano , pero que de momento funciona.

    Decano

    Para los ordinarios de la 13/14, el Consejo presupuestó una cantidad oscilante entre 51 y 60 kilos. La realidad nos la dirán en diciembre, pero creo que no me equivoco si digo que superaremos la mejor de las previsiones. Por un lado en marketing hemos crecido claramente con los patrocinios malayos y, sobre todo, por el ingreso por competición europea. Entre los 2 kilos largos de la Supercopa, los ingresos directos que recibimos de UEFA (market pool y competiciones) -los mejores que cualquier equipo tuvo jamás en esta competición– y lo que se haya ingresado por entradas o publicidad derivada de esos partidos, de la horquilla prevista de 51-60 millones estimo que habremos estado en una horquilla real de 70-80 millones. Sólo por ordinario, reitero.

    En cuanto a los extraordinarios, pues las ventas que se computarán serán Medel, Negredo, Kondogbia y Rakitic (Alberto ya entra para las cuentas 14/15 al haberse cerrado después del 30 de junio) lo cual, descontadas amortizaciones, propiciarán un beneficio neto extraordinario que debe rondar los 45-55 millones.

    Por todo ello, los ingresos finales de la 13/14 que se presentarán no tengo la menor duda de que serán magníficos ya que se han superado las mejores previsiones tanto en los ordinarios como en los extraordinarios. Pero ¿eso implica que tenemos más dinero disponible para la 14/15?. Sí y no. Y si me apuran, más no que sí. Porque ¿cuánto dinero dispone el Sevilla para fichar? Los lectores de esta casa saben que hace muchos meses que se viene avisando: el tope salarial de la LFP es la clave y llegó para quedarse. De hecho, en este post de hace año y medio usé la expresión “tope salarial indirecto” ¿Qué elementos componen el tope salarial? Básicamente sueldos, salarios y amortizaciones de fichajes, aunque hay algunas cositas más.

    Un ejemplo aproximado para comprender la amortización de activos (futbolistas). Cuando tú fichas a un jugador por 10 kilos y le haces un contrato de 5 años a razón de 2 millones anuales, el jugador le cuesta a la entidad 20 millones. Hasta ahí claro, ¿no? Pues contablemente tú no metes 20 kilos de gasto del tirón en la temporada que lo fichas, ni tan siquiera 12 (el fichaje, más el año en curso). La forma es dividirlo por los años de contrato. Es decir, si un delantero costó 7 kilos, firmó 5 años y cobra 2 millones, el Sevilla pone en su contabilidad de las temporadas 13/14 a la 17/18 la cantidad de 3,4 millones de gasto por el delantero (7+(5*2)/5 años.

    ¿Cuál es el gasto salarial del Sevilla?

    El señor Villanueva Ruiz Mateos dijo en la pasada Junta de Accionistas que la masa salarial del Sevilla era de 58 millones (45 en sueldos y 13 en amortizaciones) y que crecería en la siguiente campaña. Sinceramente yo pensaba hasta que sería más, ya que, teniendo en cuenta que el Sevilla tiene a 30 deportistas con sueldo de de contratos millonarios (plantilla actual, más Rabello, Rusescu, Manu, Stevanovic, Varas, Babá o Emery que también cuentan a estos efectos) te da un salario medio aproximado de 1,5 millones por jugador (1,5*30 = 45). Y aunque haya gente como Diogo, Rabello o Stevanovic cuyo coste salarial sea menor, hay otro escalón de taco máximo (Gameiro del PSG, Reyes o Trocho por venir libre) En cuanto a las amortizaciones, pues estaremos en esas cifras ya que hay que seguir amortizando a a Bacca, Gameiro, Rusescu o Iborra y empezar a hacerlo con Carriço, Pareja o Krychowiak. En resumen: dejémoslo en que superamos seguro contablemente los 60 millones de gasto sí o sí.

    ¿Cuál es el tope salarial del Sevilla? Pues en principio era 60 millones

    Pero en realidad, el tope salarial previsto es modulable teniendo en cuenta diversas circunstancias. Y en el caso del Sevilla ha tenido unos ingresos extras impresionantes e inesperados (premios económicos, patrocinios, traspasos de Alberto y Fazio, etc) por lo que se ha elevado al alza, hasta 78’6 millones  Por tanto el gasto “asumido” era de poco más de 60 millones aproximadamente y el que podíamos gastar era unos 78. ¿Había dinero? Pues parece que, por todo ello, sí. En resumen, algo se podía gastar en fichar sin descuadrar mucho la cuenta. Pero había una opción B y es la que se ha adoptado: limpieza de pufos. El Sevilla, con el excedente que tenía para invertir en fichajes y fichas, ha preferido limpiar la plantilla en forma de finiquitos que seguir engordándola. Por poner un ejemplo y, como digo, sin tener datos exactos, el club tenía dos opciones: o aguantar el tirón o liquidar. Y ha optado por la B. El club ha procedido a liquidar a Trocho, Varas (en ambos contratos quedaban restaban un año y ambos estaban en el escalón alto de ficha), o Stevanovic (que aunque estaba en el escalón bajo, le restaban 3 años). Sólo entre los tres, tenemos un pago extra tremendo. Si hubiera apreturas en tope salarial no me cabe duda que se hubiera aguantado el tirón, difiriendo esas fichas en el tiempo; pero como hay margen, se ha aprovechado para exprimir al máximo esa partida de las cuentas actuales.

    De igual forma, este año son 78 millones el tope salarial pero para la temporada que viene estimo que bajará. No siempre se van a dar los pelotazos económicos de este año y, teniendo en cuenta que si los fichajes gordos son una rémora económica para varias temporadas (si tú firmas un gran jugador, tienes que pagarle una gran ficha varios años), el Sevilla habrá decidido dejarse cierto colchón hasta el tope salarial. No se va a meter este año en 78 millones, para no encontrarse un problemón tipo Getafe en la temporada próxima.

    Cada uno tendrá su opinión. La mía es que se ha obrado bien y ya era hora de una vez colorado antes que cien amarillos. Monchi es un fenómeno pero, de igual forma, también ha metido unos patazos siderales por lo que, de aquellos barros estos lodos. Jugadores que no cuentan para el Sevilla le cuestan a la entidad muchos millones de euros en su contabilidad. Y como de donde no hay no se puede sacar y como a estos futbolistas hay que pagarles, pues no hay dinero para firmar. Teta y sopa. En resumen de todo esto y siento ser políticamente incorrecto: el Sevilla pone en el campo todo el dinero que puede (debe) poner. El problema es que había mucho futbolista que no contaba al que se le ha liquidado íntegro. Si a Stevanovic (le quedaban 3 años) o a Varas y Trocho (que tenían fichas altas) se les ha finiquitado, en las cuentas van unos milloncejos extra de gastos como hemos visto. Pero es que además hay que sumarle el pastón que nos cuesta Manu, Rusescu, Babá y demás. Y además este año vamos a tener 78 de tope salarial, pero seguro que el próximo tendremos menos.

    Volviendo a los párrafos siguientes a la imagen de El Decano: si hemos tenido en una cifra muy superior a la centena de millones de ingresos y los gastos serán algo superiores (pero no mucho más) a los del año pasado, que fueron 85 ¿dónde está el dinero? Es lo que tendrán que contar a los accionistas. Imagino que irán a pagar el remanente que queda del crédito fiscal contraído hace un par de años (les anticipo que sobre esto habrá post ex profeso, porque hay un cambio legal curioso), bajar la importante deuda a corto plazo o a incrementar los 26 millones de fondos propios actualmente existente. En mi opinión, y aunque eso está muy bien, parte del dinero que hemos ganado debe ponerse en el campo. Y cuando digo que “el dinero en el campo” me refiero a invertir en el Estadio.

    Antonio BDíaz

    Como he intentado explicar (con mayor o menor acierto) hemos visto que el Sevilla no puede/debe gastar más en la 14/15 por el tema del tope salarial. Pero, de igual forma, tiene remanente real porque el año económicamente ha sido de fábula de ahí que quien suscribe, opine que se podría usar parte de ese dinero en una profunda reforma de nuestra casa. Porque el hecho de tener un Estadio con un aroma a fútbol inconfundible como es nuestro Sánchez-Pizjuán no puede tapar la evidencia de que nuestro santuario necesita una serie de mejoras absolutamente perentorias. 56 años alumbran ya nuestro Coliseo, con unas reformas mínimas y casi todas para salir del paso. Otros equipos han recibido fuertes ayudas de instituciones que, o les han financiado el Estadio en condiciones fabulosas o simplemente se los han vendido a precios simbólicos como la historia ha recordado. El Sevilla no. Todos los Estadios del Sevilla han sido pagados por el Sevilla FC y por los sevillistas. Y el Sánchez-Pizjuán igual. Y la reforma del Sánchez-Pizjuán la tenemos que pagar, como siempre y como debe ser, nosotros.

    Hay dinero en caja y tienen a una afición entregada. Es difícil encontrar un escenario mejor por lo que, si no se hace ahora, no se va a hacer nunca. No digo que el Estadio se caiga, pero todos sabemos que le hace falta algo más que un lavado de cara por lo que si no pueden invertir más en futbolistas (porque el tope salarial lo impide), piensen un poco en nosotros. Los que estuvimos, estamos y estaremos. Si parte de ese dinero inesperado que se ha ingresado se puede destinar a una reforma grande de los accesos para que la gente no tenga que esperar cola para entrar, háganlo. Si se puede pensar en la posibilidad de que proyectar una cubierta en otras zonas del Estadio para que la gente no se moje, al menos, estúdienlo. Si se pueden habilitar fuentes de agua potable para que los chiquillos que soportan el sol se refresquen en el descanso, piénsenlo. Si se pueden reformar los aseos, indignos en ciertas zonas, no lo duden. Porque no solo meter dinero en fondos propios es activar la sociedad; también lo es invertirlo en ese activo material llamado Ramón Sánchez Pizjuán y ese activo intangible maravilloso llamado sevillismo.

    El dinero en el campo. En el Ramón Sánchez-Pizjuán.

    Para más sobre este particular, ver este post de @NODOSFC 

    About

    11 Responses to El dinero en el campo

    1. Eugenio el de los chistes
      23 septiembre, 2014 at 12:44 pm

      Es muy pero que muy difícil reconocerse al 100% de acuerdo con la opinión de otra persona. Mucho. Pero igual que cuando lo estás al sólo 99% te sueles aferrar al 1% restante para reafirmarte como individuo o para joder, cuando te chocas con el 100% te encanta sentirte acompañado en tu parecer y te dan ganas de abrazar al que ha calcado el dibujo de lo que tienes en la cabeza con tanta perfección.

      Así que no voy a decir nada más. Me voy a despedir con un enorme abrazo al autor. Y punto.

    2. ssm
      23 septiembre, 2014 at 6:45 pm

      Ya que no se lo gastan en jugadores que inviertan un poco en el estadio que da lastima verlo. Parece tercer mundista. Vivo en Holanda y he visitado muchos estadios de equipos inferiores al Sevilla y me da hasta envidia de lo bien que los tienen. Y hablo de equipos como el Utrecht, AZ o Vitesse por ejemplo.

    3. Félix
      23 septiembre, 2014 at 7:55 pm

      Impecable. Exposición, nudo, desenlace y un tramo final digno de tener en cuenta por la gerencia del club. Enhorabuena, Álvaro. No se puede exponer y analizar un tema con tanto tino. Y tan razonable propuesta final.

    4. Sevillista del 60
      23 septiembre, 2014 at 8:42 pm

      Como siempre en este blog: conocimiento, rigor, capacidad de comunicación y….mucho, mucho sentido común. Enhorabuena

    5. Bi74
      23 septiembre, 2014 at 8:57 pm

      Muy buen artículo. Y especialmente de acuerdo en la urgente reforma que necesita nuestro Estadio. Los dirigentes de nuestro Club, deben entender que su mayor patrimonio son los socios/as y aficionados/as. EL RSP debe ser un lugar agradable y cómodo para todas las personas que acuden a él. Son miles las posibilidades de servicios que un Estadio puede ofrecer, en todos los ámbitos, por el bien del socio y como posibles ingresos extras para el club. Algún dirigente del Club debe comenzar a tomar nota de los buenos ejemplos que existen en diversos estadios europeos. Un campeón de Europa necesita uno de los mejores estadios de Europa. Así también se levantan títulos. Gracias.

    6. 24 septiembre, 2014 at 9:50 am

      Magnífico artículo al que soy incapaz de decir si estoy de acuerdo o no.

      Sólo decir que a los que esperan que las cifras se esclarezcan y a los que piensan que el mono haya últimamente escrito algo parecido a Shakespeare les deseo lo mismo: que la cruel y tozuda realidad no les golpee demasiado fuerte.

      Un abrazo y mi enhorabuena por el articulazo, que no era sencillo.

      Carlos

    7. Pepe Arjona
      24 septiembre, 2014 at 12:12 pm

      Al igual que la mayoría de asistentes a las Juntas Generales de Accionistas, no soy experto en materia financiera/contable.
      Me resulta bastante plúmbea tanto la exposición del Consejo de Administración, como las postreras intervenciones de los accionistas, que conocen y dominan el paño.
      Ante mi introducción, pudiera parecer firme candidato a abanderar la popular frase de “el dinero en el campo”. Nada mas lejos de la realidad. Me interesan también los números, para conocer cuanto podemos invertir coherentemente en la plantilla y otras partidas.
      Desde mi desconocimiento –huyendo de la “ingeniería financiera”-, considero, que mientras no conozcamos la masa salarial pormenorizada de las plantillas, servicios médicos, ejecutivos, y personal laboral, no podremos hacer un juicio de valor sucinto, de la gestión del Consejo durante la temporada anterior.
      Imagino, que esa información estará bajo protección legal, que impide su difusión pública. Aunque no es menos cierto, que durante la presidencia del Sr. Del Nido, invitaba a los interesados a pasarse por las oficinas del Club, para mostrarles la información demandada.
      Tanto si el remanente del ejercicio pasado es amplio, como si no, el Consejo de Administración debería estar trabajando en el proyecto de remodelación del Estadio, desde hace años. Aquella llama encendida hace unos años por el Sr. Del Nido, se apagó.
      http://www.sevillafc.es/nuevaweb/actualidad/reportajes/16/ramon-sanchez-pizjuan-casa-cinco-estrellas-de-todos-los-sevillistas
      Por no tener, tampoco tenemos ya al arquitecto Sr. Balbontín en el Consejo.
      Puestos a pedir en la carta a los Reyes Magos, quisiera mayor separación entre asientos –como tengas dos pesos pesados a los lados, apañado vas-, y dotar de ascensores el Estadio. Los años pasan, y las escaleras pesan mas.
      Brillante exposición Álvaro.
      Salud y SFC.

    8. 24 septiembre, 2014 at 5:15 pm

      Excelente argumentación sobre este tema tan controvertido, Álvaro. Yo también creo que el club ha obrado bien en cuanto al gasto en fichajes y la rescisión de contratos elevados.

      Sobre lo del dinero en el campo no puedo estar más de acuerdo contigo. Necesitamos que nuestro coliseo sea reformado. Es vital y urgente.

    9. 24 septiembre, 2014 at 6:22 pm

      Saludos.

      Felicitaciones de nuevo, D. Alvaro.

      Ocurre que desde hace aproximadamente una década, nos hemos habituado a salir por esos campos de Europa.

      Hemos visto campos, campitos, campazos, estadios y maravillas. El último, el de Turín, me pareció espectacular porque se convirtió en el marco ideal para ganar una copa.

      Siendo así y con tanto conocimiento foráneo (como nunca antes en que nos limitábamos a los patrios de toda la vida), nos está poniendo un poco de los nervios en tanto que ofrecemos una imagen un tanto cutre. En algunos aspectos, lamentable.

      No es la primera vez que escucho o leo cosas sobre los desconchados del RSP, además de vivirlos en primera persona.

      Es probable que debamos echar mano de un sponsor para que nos adecenten el Estadio si el Club no anda por la labor de tocar chapa y pintura. En la capacidad de los negociadores, en llegando ése sponsor, estará que el nombre se mantenga y que la marca vaya después.

      Recordar que Samsung ya lo intentó y que el acuerdo fracasó por los colores.

      En la próxima Junta General, quizás alguien deba pedirlo junto con lo de 1890.

      Cuidaros.

    10. 25 septiembre, 2014 at 8:32 pm

      Genial post, Álvaro, coincido en el nudo central de tu argumentación y en tu propuesta de donde debe ir ese remanente (que seguro que lo hay). Pero pienso que esa «limpia» de la plantilla, aunque necesaria, debería haberse hecho de forma escalonada desde la temporada pasada y no acometerla en un sólo año, de ese modo quizás dentro de la remodelación de la plantilla hubiesen quedado unos eurillos para traer un lateral derecho con hechuras de primera división, cosa muy necesaria, y un portero que venga a hacerle competencia a Beto y no para ser seguro suplente.

      Enhorabuena por el post y el blog.

      Santi.

    11. 29 septiembre, 2014 at 8:59 pm

      Con lo bien que hubieras quedado diciendo «limpieza de amigos de Colusso» en vez de decir «limpieza de pufos» para que el concepto arraigue 🙁 jajajaja

      Evidentemente es coña, por comentarte algo porque como siempre el artículo genial y clarificador. Enhorabuena por enésima vez.
      Saludos!!

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *